Basadre saca el látigo el primer día

Víctor Basadre saluda a Biel Ribas; en el centro, Manuel Mayordomo, preparador físico grana, charla con David Karanka, segundo entrenador. / Vicente Vicéns / AGM

El entrenador gallego mete una marcha más para recuperar anímica y físicamente a sus jugadores. Deseado Flores hizo de anfitrión del nuevo técnico del Murcia, que se mostró muy activo y participativo

José Otón
JOSÉ OTÓNMurcia

La actividad en Cobatillas arrancó antes de las diez de la mañana. Parecía un día más, pero no lo era. El nuevo Mercedes negro de Deseado Flores estaba aparcado en la zona restringida para los coches de los jugadores y cuerpo técnico. El director deportivo grana quiso hacer de anfitrión en el primer día de Víctor Basadre al frente del primer equipo grana. Fue el momento para las presentaciones, que se alargaron cerca de cuarenta minutos, hasta que a las 10.40 horas los futbolistas granas saltaron al maltrecho césped de Cobatillas, seguidos del propio Basadre, Karanka y Mayordomo, el nuevo preparador físico de la primera plantilla. No hubo caras serias, más bien rostros tensos por todo lo acontecido en el club grana en las últimas 24 horas. Incluso el propio Flores, acompañado de su ayudante Juanma Barroso y Pedro Contreras saltaron al terreno de juego.

Los primeros minutos fueron más relajados, hasta que el nuevo entrenador grana sacó su libro de estilo y su Real Murcia se puso a trabajar. El primer cara a cara de Basadre como técnico grana fue con el propio David Karanka, que será su segundo en esta aventura. Más de cinco minutos de explicación detallada de lo que será la nueva forma de trabajar, antagónica a la que utilizaba Sanlúcar, más retraído y distante en los entrenamientos. Mientras el primer y segundo técnico del Murcia conversaban, Mayordomo apretaba en lo físico a la plantilla. Hasta que Basadre, al contrario que hacía su antecesor, tomó las riendas de la sesión. Explicó detalladamente el primero de los ejercicios a ejecutar después de unos rondos muy intensos, y empezó a colocar a sus jugadores sobre el terreno de juego. Ataque contra defensa, centros laterales y sobre todo, mucha electricidad.

Basadre, pese a su interinidad, no se arrugó a la hora de corregir a sus jugadores. Primero David Mateos, después Armando. Incluso Fran Carnicer. Les habló cara a cara, con vehemencia. Los jugadores granas, entre los que no estaba el tocado Xiscu, se metieron de lleno en el entrenamiento y comenzaron a sudar. Así hasta completar casi una hora y media de sesión, que concluyó un con un partidillo en el que Basadre no hizo aún ninguna prueba seria, pero en el que dejó entrever que quiere un equipo más enchufado, que aumente de pulsaciones y que muerda, como hacen la mayoría de los equipos del grupo IV de Segunda B.

Víctor Curto: «No hicimos las cosas bien, hay que hacer autocrítica. Para nadie es agradable lo de Sanlúcar». «Solo miramos al Córdoba, Tenemos que dar el 100% con Basadre o el que venga»

Autocrítica

Víctor Curto, uno de los pesos pesados de la plantilla, ya ha vivido episodios similares en otros equipos, en los que vio como los malos resultados devoraban a otros técnicos, como ha pasado con Sanlúcar: «Para nadie es agradable esto que ha pasado con Sanlúcar, cambiar de entrenador significa que las cosas no han ido bien. En lo personal, tenemos que hacer autocrítica en cuanto a rendimiento. Pero esto no para, no podemos lamentarnos y mirar al pasado. Tenemos que ser positivos y pensar que podemos revertir la situación. Futbolistas tenemos para ello», dijo el delantero grana. El de Tarragona no quiere hacer leña del árbol caído y prefiere no entrar a analizar las causas que han llevado al técnico gaditano a fracasar: «Lo que le falta a un entrenador cuando lo sustituyen son los resultados. La cuerda se suele romper siempre por el mismo sitio».

El primer día de trabajo, ha sido para la plantilla, bastante positivo: «Hemos hablado de lo que quiere que hagamos. Debemos conocernos. Hemos hecho una buena sesión de entrenamiento». El goleador grana asegura que las carencias del Real Murcia que lo han llevado al fondo de la tabla no son solo futbolísticas: «Es un cómputo de todo, pero es cierto que el aspecto mental y la confianza hace mucho. A veces puedes no estar bien físicamente, pero si el jugador es fuerte, suple las carencias. Tenemos que ser un equipo compacto que compita en todos los campos. Cuando la gente de arriba conectamos, generamos peligro y tenemos opciones de meter gol. Si reducimos los errores, las pérdidas de balón, el balón parado, seremos más peligrosos. Si arreglamos las carencias, tenemos muchas posibilidades de ganar partidos».

Curto no se para a pensar si Basadre será un técnico para dos semanas o permanecerá en el club hasta el final de temporada: «Nosotros trabajamos para el partido del Córdoba B, no miramos más allá. Nos equivocaríamos. El club gestiona las cosas como piensa que es mejor para el equipo. Nosotros somos profesionales. Tenemos que dar el cien por cien con Basadre o con quién venga. Tenemos que coger las cosas rápido y sus ideas para dar lo máximo y ganar. Tenemos que tener mentalidad para ir a competir bien a todos los partidos», dice el goleador grana. Que el choque frente al Córdoba B sea el próximo lunes, otorga más tiempo a Basadre para inculcar sus ideas al grupo: «Tenemos un día más para trabajar. Al principio parecía que la semana se iba a hacer muy larga, pero ahora viene bien. Tenemos urgencias, debemos conseguir resultados que nos den confianza. Necesitamos sumar de tres en tres».

El club grana se desplazará tanto hoy como mañana a La Manga Club, instalaciones donde realizará sus dos próximas sesiones de entrenamiento, a partir de las 10.30 horas.

El novio de Ruth Lorenzo pondrá en forma a la plantilla grana

No es solo Víctor Basadre el que ha pasado a tener un papel principal tras la marcha de Sanlúcar. También Manuel Mayordomo, preparador físico murciano de 32 años, que estudió Ciencias de la Actividad Física y el Deporte y que, a partir de ahora, se encargará de poner al equipo grana a tope en el plano físico. La trayectoria de Mayordomo es amplia pese a su juventud.

Además de montar el centro Impulso, dedicado al entrenamiento, fisioterapia, nutrición y readaptación de lesiones, Mayordomo perteneció a la disciplina de ElPozo desde julio de 2008 a enero de 2013, periodo en el que alternó su cargo de preparador físico del filial con el entrenador de porteros del primer equipo tras la marcha de Guaiba. Tras más de 4 años en la disciplina charcutera, el nuevo preparador físico del Murcia decidió marcharse a Arabía Saudí para enrolarse en el Al Ittihad FC, una experiencia que vivió con intensidad desde enero de 2013 a marzo de 2014.

Desde el año pasado forma parte de la disciplina grana y desde hace unos meses es pareja de la cantante y compositora murciana Ruth Lorenzo. Mayordomo engrosará una lista de preparadores granas en la que figuran nombres ilustres como el argentino Juan Manuel Alfano o Luis Arnau, que pusieron el listón muy alto.

Más

Fotos

Vídeos