Fútbol | Real Murcia

La competencia deja sin sitio a la cantera

Fede Vega, Fran Carnicer y Xiscu, tras ser presentados, ayer, en la Nueva Condomina./Vicente Vicéns / AGM
Fede Vega, Fran Carnicer y Xiscu, tras ser presentados, ayer, en la Nueva Condomina. / Vicente Vicéns / AGM

Simón Ballester, Juanjo, Campoy y Montesinos se quedan fuera del Real Murcia, pese al anuncio del club de apostar por jugadores de casa

ALBERTO GÓMEZMURCIA

El Real Murcia está confeccionando un equipo con la urgencia de lograr el ascenso a Segunda División de forma obligatoria. Deseado Flores, director deportivo de la entidad, rastrea el mercado de fichajes en busca de la guinda que cierre una plantilla que rinda al máximo desde el primer momento. En la fase final de la temporada anterior y en el comienzo del estío los responsables del equipo grana anunciaron que apostarían por los jugadores de la Región.

Como prueba de sus intenciones, la secretaría técnica acometió las renovaciones del portero Simón Ballester y del centrocampista Armando. Ambos prolongaron sus contratos por 3 temporadas. Lo mismo sucedió con Isi. El jugador de Cieza se lesionó los ligamentos del tobillo en un partido en la Nueva Condomina, en abril contra El Ejido, y rápidamente Raúl Moro Martín, presidente murcianista, comunicó al canterano cuando fue a verlo al hospital que su contrato sería renovado.

Armando y Juanma Bravo pueden ser los únicos murcianos de la plantilla

En las últimas jornadas de la liga regular de la temporada pasada, y con el beneplácito de Vicente Mir, técnico pimentonero en ese momento, perlas de la cantera del Murcia se convirtieron en habituales de los entrenamientos de la primera plantilla. Youness, Adrián Montesinos, Andrés Campoy, Fran Navarro, Joaquín, Sergio Ortiz, Josema y Juanma Bravo vivieron el día a día del primer equipo. En los casos de Campoy y Bravo la apuesta fue seria porque los dos debutaron en partido oficial. Lo hicieron en el estadio Nueva Condomina contra el Extremadura, el primero, y ante el Atlético Mancha Real y El Ejido, el segundo.

La decisión de recuperar el lustre para las bases pimentoneras tomó cuerpo también con la entrada de José Carrilero en el Consejo de Administración del Murcia. Los asesores de Moro se fijaron en él por su etapa como gestor en el Ranero.

Durante la última reunión de la Junta General de Accionistas del club, celebrada el pasado mes de junio, el propio Carrilero manifestó que «en los últimos años se han marchado muchos futbolistas murcianos. El objetivo es cuidarlos para que saquen adelante el club». Además, apostilló que «los mejores futbolistas de la Región tienen que jugar en el Real Murcia. En uno o dos años se verá el fruto de nuestro trabajo».

Sin embargo, en el diseño de la actual plantilla del Murcia la fuga de futbolistas murcianos están siendo una constante. Simón acabó cedido en el Lorca Deportiva tras la polémica llegada del exguardameta del UCAM Biel Ribas.

La Ciudad del Sol fue también el destino del lateral Juanjo, pese a que le quedaba otro año de contrato. El último en salir, también cedido, ha sido Andrés Campoy, quien el próximo curso vestirá la camiseta del Jumilla.

Deseado Flores, en el acto de presentación de Pedro Martín y Juanra, dijo públicamente que el destino de Adrián Montesinos también sería algún equipo de Segunda B. Otro que puede acabar saliendo es Isi, ya que Manolo Sanlúcar tiene exceso de extremos con el ciezano, Elady y los recién llegados Santi Jara, Abel Molinero y Xiscu Martínez.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos