Fútbol | Real Murcia

Encuentro caliente entre Gálvez y Mauricio

Mauricio García de la Vega en la concentración de peñistas del pasado 25 de marzo./Guillermo Carrión / AGM
Mauricio García de la Vega en la concentración de peñistas del pasado 25 de marzo. / Guillermo Carrión / AGM

Una tensa reunión en la tarde del viernes entre el nuevo consejero y el gestor mexicano acabó con la presencia de la policía en el estadio Nueva Condomina

José Otón
JOSÉ OTÓNMurcia

El Real Murcia es un volcán en erupción que no deja de expulsar al exterior noticias que no le hacen ningún bien a su imagen. La última, una tensa reunión en la tarde del viernes entre Víctor Gálvez y Mauricio García de la Vega que acabó con la presencia de la policía en el estadio Nueva Condomina. Todo ocurrió cuando Víctor Gálvez, desde el despacho presidencial que antes ocupaba el gestor mexicano, llamó a De la Vega para que acudiera al estadio. El objetivo: negociar y llegar a un acuerdo para que éste, que ha acudido al TAS y que asegura tener la legalidad de su parte, diera su brazo a torcer a cambio de una cantidad de dinero.

Pero tras unos minutos de conversación, y tras el «no» del mexicano a la hora de aceptar una oferta de un millón de euros por el club, éste fue invitado a abandonar las instalaciones donde, por cierto, tiene prohibida la entrada de antemano. De hecho, desde el golpe de estado de Moro del 12 de marzo la seguridad privada contratada por el club le impide la entrada. García de la Vega llamó entonces a la Policía para dejar constancia de que lo estaban echando de la que anteriormente fue su oficina de trabajo durante dos meses. Al encuentro acudió Miguel Martínez, actual presidente del club, que incluso intercambió varias acusaciones con el propio García de la Vega.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos