«No hemos fallado atrás como para encajar cuatro goles»

Basadre, ayer. / Vicente Vicéns / AGM

Basadre no vio tan mal a su retaguardia, pese a que esta arruinó su puesta de largo como entrenador del Murcia

ALBERTO GÓMEZ

El estreno de Víctor Basadre como entrenador del Real Murcia fue una película de terror. A pesar de la derrota, el técnico quiso mostrar optimismo contra el nuevo revés de los murcianistas. «Salimos con tensión. No queríamos que nos ningunearan en la salida del balón y hasta el primer gol de ellos estuvimos bien, porque las ocasiones fueron nuestras. El 3-0 inicial fue motivado por nuestros fallos puntuales, pero con el 3-1 llegamos al descanso con la sensación de que todavía podíamos hacer cosas en la segunda parte».

Después del descanso, el Murcia fue capaz de igualar a tres. Basadre no ocultó que «queríamos ganar, pero repetimos errores. Sé que un punto es un punto, pero queríamos los tres. Hemos generado en ataque para marcar bastantes más goles que tres y, sin embargo, en defensa no hemos fallado como para encajar cuatro goles», explicó el entrenador natural de Lugo. En su opinión, los granas empataron «más por corazón que por cabeza. Pudimos ganar, pero el contraataque nos penalizó».

El nuevo técnico del Murcia aseguró sentirse «satisfecho» de sus jugadores, a los que definió como «un grupo de gente muy profesional que ha demostrado lo que me habían dicho. Tienen la losa de pertenecer al Real Muria y eso pesa muchísimo. Por eso necesitan que lleguen las victorias».

Víctor Basadre aseguró que en el vestuario pimentonero no hubo ayer ningún reproche, «ni tan siquiera en el descanso después de ir perdiendo 3-1».

Su situación

El preparador del Murcia demostró tener claro que «las pérdidas provocan goles en contra». Basadre recalcó que «no queríamos hacer un partido de ida y vuelta, pero después del 1-0 nos vimos en la obligación de dar un paso hacia delante. Hasta entonces no habíamos pasado apuros y éramos un equipo compacto. La primera media hora jugamos muy bien». Sobre su situación en el primer equipo, el técnico aseguró estar tranquilo porque «sé cómo estoy y cómo he llegado al equipo y no tengo ningún problema con ello. Todo está claro en ese sentido».

Jugadores de la plantilla pimentonera como el central David Mateos también ofrecieron su visión sobre la derrota en Córdoba. Para el defensa, «un punto no valía. Queríamos ganar después de empatar. Por eso estamos jodidos. Nadie imaginaba que podríamos estar así. Hay que cortar la mala racha cuanto antes». Mateos no escondió que «en la segunda parte tuvimos otra cara y pudimos lograr el triunfo. De hecho, antes de que el Córdoba B nos marcara el cuarto gol aprovechando una contra pudimos marcar nosotros, pero no lo hicimos y ellos sí».

Fotos

Vídeos