Llueve un caramelo en mitad de la tormenta

José María Salmerón y Ernesto Valverde. /Vicente Vicéns / AGM y Javier Soriano
José María Salmerón y Ernesto Valverde. / Vicente Vicéns / AGM y Javier Soriano

El Murcia, en situación crítica en la Liga, recibe en la Copa a un Barça con Piqué, Mascherano y Rakitic. Salmerón, que tiene seis bajas y que se mide al líder de Primera 48 horas después de caer en San Fernando, dice que el partido es «un premio para el club y la ciudad»

José Otón
JOSÉ OTÓNMurcia

Para cualquier entrenador o futbolista que juega en Segunda B es un premio enfrentarse al Barça en la cuarta ronda de la Copa del Rey, pero la recompensa para el Murcia por pasar tres eliminatorias en esta competición se puede convertir en un castigo. Sobre todo, porque el equipo grana llega al duelo del año en el peor momento de la temporada, hundido en el fondo de la tabla del grupo IV, desorientado y perdido en el plano futbolístico y cargado de bajas, con jugadores vitales como Curto fuera de combate.

Salmerón, técnico grana desde hace una semana, no ha tenido tiempo de imponer su sello en un conjunto con la autoestima por los suelos y cuyo objetivo vital es el ascenso a Segunda, única escapatoria de una entidad que vive con el agua al cuello. El entrenador almeriense no tira la toalla, pero sabe que irá a la guerra contra el Barcelona en unas condiciones poco idóneas: «El equipo está cansado y dolido, volvimos a casa a las cinco de la mañana tras siete horas en el autobús. Fue un golpe no poder puntuar en San Fernando, cometimos bastantes errores, pero tuvimos ambición y conseguimos empatar. Hay que ser positivos y levantar la cabeza. Trabajamos para subsanar los errores».

Entrenador
Salmerón.
Suplentes
Biel Ribas (p.s)
Álex Ortiz
Santi Jara
Elady Zorrila
Fernando Llorente.
Entrenador
Valverde.
Suplentes
Ortolá (p.s)
Gerrad Piqué
José Arnáiz
Cucurella
Aleñá.

El ex del UCAM hubiera preferido cualquier otra fecha para afrontar este duelo: «Llega en un momento no muy adecuado, aunque no lo califico de marrón, ya que es un partido muy bonito para todos. Lo que me extraña es que un equipo modesto de Segunda B tenga que jugar el domingo a las seis de la tarde y a las 48 horas se tenga que enfrentar a un rival como el Barcelona. La semana ha sido complicada, con muchas bajas y no podemos afrontarlo como quisiéramos. Pero somos optimistas, pensamos que es un premio», dice Salmerón, que deja así un recado a la federación.

«Me gusta que jueguen los mejores, ojalá hubieran venido todas las estrellas del Barça para esta fiesta». «Es difícil y tenemos ilusión por competir, pero nuestra prioridad es la Liga y el partido del domingo». «Llegamos a las cinco de la mañana. El equipo está cansado y dolido, pero quiere levantarse» Salmerón. Técnico del Murcia

«Es uno de los partidos más complicados a los que podemos enfrentarnos; se crecerán y les respetamos». «Haremos rotaciones y nos ayudarán jugadores del filial, pero tenemos que ganar, y ganar bien». «Cada equipo juega con sus armas. Yo no me meto en el once que pondrá el entrenador del Murcia» Valverde. Técnico del Barça

El técnico grana no descarta dar un susto al actual campeón de Copa: «Es difícil, estamos ante el campeón de Copa y el líder de la Liga, pero mantenemos la ilusión y queremos competir. Contra el Barcelona no queremos cometer errores. Intentaremos ganar, por qué no». Incluso valora que en la convocatoria de Ernesto Valverde haya varios futbolistas del filial blaugrana: «Son jugadores de Segunda con un nivel espectacular. No quiero ser pesimista, vamos a tomárnoslo como un partido para que disfrute la ciudad y para que venga mucha gente. Será una ayuda para el equipo».

Jugadores como Nadjib, Juanra y Jordan podrían ser titulares en el choque más mediático del año

Paulinho, Ter Stegen, Busquets e Iniesta tendrán descanso y no han viajado con la expedición culé

El Murcia no podrá contar con Curto, Fran Carnicer ni Xiscu, lesionados, a los que también se une Juanma Bravo, aquejado del tobillo tras el duelo en San Fernando. Además, el técnico grana puede reservar a Pedro Martín y Fede Vega, tocados, para el duelo del próximo domingo ante el Granada B. El cálculo es sencillo: once futbolistas de los 22 que tiene en la plantilla jugaron el pasado domingo de titulares, mientras que otros seis están lesionados, con lo que solo quedan cinco que estarán en plenas condiciones para jugar en el duelo contra el Barça: «Para nosotros lo importante es la Liga, pero sacaremos a los que mejor estén físicamente. No podemos ni completar la convocatoria y tendremos que tirar de algún jugador del filial. Los que estén más frescos tienen más posibilidades de jugar. Necesitamos gente cuyo rendimiento sea bueno. También pensamos en el siguiente partido y no podemos perder más gente».

A Salmerón no le hubiera importado tener hoy delante a Messi, Luis Suárez e Iniesta, entre otros: «Me gusta que jueguen siempre los mejores. Para nosotros es un premio, ojalá que vinieran todas las estrellas del Barça y ojalá que sea una fiesta. Nuestra liga es otra, pero tenemos que hacerlo lo mejor posible. Entiendo que si vinieran más estrellas mundiales generarían mucho más para la ciudad».

Ernesto Valverde no deja titulares demoledores, aunque sabe lanzar el mensaje apropiado para despertar a sus jugadores ante una eliminatoria en la que se enfrentan un equipo de Segunda B contra uno de los mejores del mundo, actual campeón de la Copa y líder de Primera. El conjunto blaugrana presenta unos números demoledores en la competición doméstica, con ocho partidos ganados y uno empatado, ante el Atlético de Madrid. Una trayectoria imparable a la que se suma el buen arranque en la Champions, con tres victorias en tres partidos: «Es uno de los encuentros más complicados a los que podríamos enfrentarnos. Hay que mentalizarse bien para afrontarlo. Es difícil por la diferencia de categoría, ellos se crecerán y seguramente sea el partido del año para ellos. Es el típico encuentro en el que la clave de todo es mentalizarse bien. Respetamos al contrario, el Murcia es un rival histórico, pero queremos defender el título de Copa del Rey», afirma.

Valverde no esconde que hoy hará rotaciones y hará descansar a varios de sus titulares: «La idea es que algunos jugadores del filial nos ayuden en Murcia. Es verdad que es un partido en el que haremos rotaciones, pero esperamos ganar y ganar bien. Queremos atacar y defender juntos. Es mejor pasarse de frenada que no llegar. Tenemos que mentalizarnos para el partido». Messi, Luis Suárez y Umtiti no estarán en la Nueva Condomina por sanción, mientras que Paulinho, Ter Stegen, Busquets e Iniesta tendrán descanso. Arda Turam y Aleix Vidal también están descartados porque ambos arrastran molestias.

«El fútbol es una prueba permanente para todos. Cada día tenemos que demostrar por qué estamos aquí. En Murcia participarán algunos futbolistas que han jugado menos y otros que han jugado habitualmente. Tendremos delante un equipo con mucha ilusión y una ciudad volcada. Tendremos que ponernos para conseguir un buen resultado», afirma el técnico blaugrana. Valverde piensa que no está menospreciando a la afición del Murcia por dejar en Barcelona a algunas de sus estrellas: «No entiendo por qué es una falta de respeto. Cada equipo juega con sus armas y con lo mejor que tiene. Es verdad que hay jugadores que no van, pero es bueno para ellos un descanso. Yo no me meto en la elección de los jugadores que va a hacer el entrenador del Murcia».

A Valverde no le importaría que la eliminatoria fuera a partido único: «No tendría ningún problema, habría muchas sorpresas y más emoción, aunque el estadio debería decidirse con un sorteo», asegura.

Más información

Fotos

Vídeos