Mano de hierro para activar una plantilla apática

Basadre, en su primera sesión como técnico grana, junto a Deseado Flores. /Vicente Vicens / AGM
Basadre, en su primera sesión como técnico grana, junto a Deseado Flores. / Vicente Vicens / AGM

Deseado Flores busca a un técnico para dirigir al Real Murcia que tenga tras de sí un «bagaje meritorio» y que sepa lidiar con unos jugadores poco implicados. El director deportivo manchego, que vive su peor momento desde que llegó a la entidad grana, sabe que solo Curto, Biel Ribas, Jara y Pedro Martín están a un buen nivel

José Otón
JOSÉ OTÓNMurcia

Deseado Flores no está pasando por su mejor momento desde que llegó al Real Murcia. La pasada campaña ascendió a cuotas de popularidad muy altas entre los aficionados murcianistas después de reformar un equipo construido por Fernández Romo que navegaba sin rumbo y llevarlo hasta el 'playoff'. Incluso, tomó una decisión arriesgada en febrero que le salió muy bien: destituyó al murciano Paco García para fichar a Vicente Mir, un entrenador con mano dura, agrio y áspero con los futbolistas, pero muy rentable. Un cambio de dirección clave en un Murcia que volvió a ilusionar.

Pero en la campaña 2017-18 todo le está saliendo al revés. Diseñó una plantilla cargada de jugadores caros, con experiencia en Segunda y también en ascensos, pero falló de lleno en la elección del entrenador, un Sanlúcar que no entendió las urgencias del club grana y al que le faltó experiencia para dirigir un vestuario con peso. A Flores no le quedó más remedio que fulminar a quien era su gran apuesta y se encomendó a Víctor Basadre, amigo personal, para intentar hacer un diagnóstico de la plantilla grana y detectar las vías de agua. Flores se comprometió con el gallego a dejarlo en el cargo dos partidos, abriendo incluso la posibilidad de que llegara hasta el final de Liga si el equipo enderezaba el rumbo a corto plazo. Pero el 4-3 del Árcangel de Córdoba y el festival de errores en defensa han hecho daño al director deportivo grana y Flores ha pegado un volantazo, ha cambiado de idea. Hasta el pasado lunes no había pensado, de verdad, en fichar un técnico que entrara con fuerza en el vestuario grana. Pero ahora sí, sabe que es la única solución para un equipo que necesita un cirujano y cambiar muchos hábitos para salir de abajo.

Basadre ha cumplido su misión y ha detectado que el equipo está poco trabajado en el apartado táctico y que hay jugadores que llegaron como estrellas en el pasado mercado veraniego que no están enchufados. Incluso algunos se permiten llegar tarde a los entrenamientos. Solo futbolistas como Biel Ribas, Curto, Pedro Martín, Juanra y Santi Jara, entre otros, están cumpliendo con las expectativas y dan la cara en todos los encuentros, mientras que hay otros que no están motivados y que no han rendido, hasta el momento, como se esperaba de ellos.

Por eso Deseado Flores, al que le hubiera gustado dejar a Basadre en el banquillo hasta el final de la Liga, ha cambiado el perfil de técnico que quiere para sustituirlo. Si antes le dio la oportunidad a un entrenador joven e inexperto como Sanlúcar, ahora busca un perfil de técnico más experto, que disponga de un «bagaje meritorio» y que sepa entrar fuerte en un vestuario cargado de jugadores con experiencia, en muchos casos poco motivados. Es lo que ha transmitido a su entorno cercano.

El director deportivo manchego, responsable del diseño de la plantilla y de la elección de Sanlúcar, ha visto como, en el último partido en casa y después en las redes sociales, la afición grana lo ha señalado como responsable de la situación. Flores planea sus siguientes movimientos: quiere fichar un técnico de forma urgente, pero no tiene claro que le interese que este se haga cargo del equipo a finales de semana y apenas disponga de una o dos sesiones antes del choque frente al Marbella. Por eso Basadre se sentará el domingo en el banquillo de la Nueva Condomina, a priori, aunque solo seguiría en el cargo en caso de que el Murcia mostrase una gran imagen y se hiciera con los tres puntos. Si esto no pasa, el próximo lunes el Murcia podría contar con el tercer entrenador en la temporada, un escudo para Flores.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos