Manolo, como Cristiano Ronaldo, también firmó una obra de arte

7 de diciembre de 1986. Manolo remata de chilena y marca el 1-0 en el Murcia-Athletic. / tomás
7 de diciembre de 1986. Manolo remata de chilena y marca el 1-0 en el Murcia-Athletic. / tomás

El delantero marcó un gol de chilena al Athletic casi desde el borde del área. El grana, que repitió la acción con éxito un año después ante el Madrid, califica de «magnífico» el tanto del luso «por estética, dificultad y plasticidad»

Paco Lastra
PACO LASTRAMurcia

El recordado Pepe Pardo Cano, entonces presidente del Real Murcia, se lo perdió. El mejor presidente de la historia del Real Murcia, para calmar los nervios, solía ver las segundas partes de los partidos recluido en la sala de juntas de La Condomina, escuchando la radio y siempre acompañado de su fiel empleado Damián. En el minuto 61 del partido que enfrentó a los granas contra el Athletic de Bilbao, Tendillo envió un balón largo, Carlos se lo ganó de cabeza a un defensor vasco y Manolo, de espaldas a la portería de Biurrun, remató de chilena casi desde el borde del área de forma acrobática y espectacular. Fue el 7 de diciembre de 1986. Cristiano Ronaldo, que el martes marcó al Juventus otro sensacional tanto, aún no había cumplido dos años.

¿Qué eco habría tenido hoy el gol de Manolo al Athletic? Se habría escuchado mucho más lejos, sin duda. Los calificativos utilizados estos días para describir la acción de Cristiano -fantástica, monstruosa, marciana, fenomenal...-, bien podrían haberse aplicado a lo que vio la grada de La Condomina aquella tarde de domingo de hace más de 31 años.

La afición grana sacó los pañuelos y en 'La Verdad' el periodista Antonio Montesinos calificó el tanto de Manolo como «espectacular y brillante, como pocos se han visto en La Condomina».

El protagonista de aquella jugada reconoció que «hasta que no vi que el balón estaba dentro de la portería y vi a la gente de pie y aplaudiendo, no me lo creí». Kubala, entrenador de aquel Real Murcia, también ensalzó el acrobático remate y dijo al jugador al final del partido que si no había podido ver cómo había marcado el gol, le compraba un vídeo para que se recrease con ese precioso disparo a puerta.

A Iribar, técnico del Athletic, no le quedó más remedio que elogiar también al jugador grana, pero lo hizo contrariado. «El primer gol del Murcia fue precioso, pero por muy espectacular que fuese, el delantero lo marcó en fuera de juego».

Flores al portugués

Cristiano Ronaldo, por edad, no pudo ver la acción de Manolo, pero el exgrana sí vio el martes el espectacular remate del portugués. «Fue muy bueno. Magnífico, por estética, dificultad y plasticidad», asegura el exdelantero.

En la lista de los mejores goles de chilena, en la que figuran tantos de Hugo Sánchez, Rivaldo, Marco Van Basten, Wayne Rooney, Ronaldinho y desde el martes Cristiano Ronaldo, entre otros muchos, no está, aunque tendría cabida, el que marcó Manolo al Athletic de Bilbao. Tampoco el que el mismo jugador del Real Murcia anotó la temporada siguiente -1987-88- al Real Madrid, también en La Condomina. Sí, Manolo lo volvió a hacer el 10 de enero de 1988.

En el minuto 16 de aquel Real Murcia-Real Madrid Miguel Sánchez envió un centro desde la izquierda y Eugenio, de cabeza, cedió hacia Manolo quien, de espaldas a la portería y en pugna con Chendo, remató de chilena. El balón entró por la escuadra sin que Buyo, como le ocurrió el martes a Buffon, pudiera hacer algo más que ver cómo entraba la pelota en su portería.

Al final de aquel encuentro, dado que el atacante grana había marcado dos tantos espectaculares en apenas un año, la pregunta no se hizo esperar: ¿mejor este gol o el que le marcó al Athletic la pasada temporada?

«Han sido parecidos, pero no iguales. En el qué marqué al Bilbao tiré desde más lejos y creo que era más difícil de marcar. De tener que elegir, me quedaría con aquel», dijo entonces Manolo, quien el viernes, 31 años después, se reafirmó en sus palabras y dijo a 'La Verdad' que aquellos dos tantos anotados con la camiseta del Real Murcia han sido los «más bonitos que he marcado en mi carrera».

Sobre si el de Cristiano Ronaldo se puede comparar con alguno de los que marcó él, no lo duda: «Insisto, el del delantero portugués del Madrid es magnífico, pero el que marqué al Athletic, estando al borde del área, quizás fue más difícil».

Aquella visita del Real Madrid al estadio La Condomina se recuerda más por la bronca que protagonizaron en el campo Amador, portero del Murcia, y Hugo Sánchez, goleador del Madrid. El primero acusó al mexicano de haberle provocado e insultado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos