La Verdad
Real Murcia

El Murcia quiere copiar el final de temporada del UCAM de Salmerón

Relojes con estilo para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡¡Todos a 49€!!

Hasta 70%

Moda urbana para hombre

Hasta 80%

Moda clásica para hombre, mujer e infantil

Hasta 90%

Chaquetas y abrigos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

¡Todas las botas a 21.00€! ¡No te lo pierdas!

Hasta 70%

Calzado de original diseño para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Muebles con estilo para tu hogar

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Calidad y diseño en ropa de hogar

Hasta 70%

Moda casual para hombre y niño

Hasta 70%

Diseño y calidad al mejor precio

Hasta 80%

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Decora las ventanas de tu hogar con originales estores

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Textil hogar de diseño y calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Marcas deportivas en relojes de pulsera

Hasta 70%

Moda clásica para hombre y mujer

Hasta 80%

Chaquetas de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calidad y diseño en tu hogar

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda y complementos para hombre

Hasta 70%

La pasada campaña fue una pesadilla para el Murcia de Aira, que se desinfló en el tramo final y se acabó estrellando en el 'playoff'. El equipo grana estaba, a la altura de la jornada 27, líder en la clasificación, con cuatro puntos de ventaja sobre el UCAM, segundo. Pero la derrota en la Nueva Condomina ante el Cádiz el 28 de febrero fue un punto de inflexión negativo. Desde entonces, perdió la fiabilidad que le había encaramado a lo más alto de la tabla. A nueve jornadas del final, todavía permanecía líder, con los mismos cuatro puntos, aunque la siguiente semana empató contra el Mérida en casa y cedió dos puntos respecto a los universitarios.

En las últimas ocho jornadas el equipo de Aira pasó de tener esta ventaja a acabar con seis de desventaja respecto al equipo de Salmerón, que acabó primero. Las opciones de ascenso de aquel Murcia, con un vestuario revuelto por la destitución del técnico leonés y la oposición a la llegada de Acciari, fueron decayendo conforme se acercó el final del curso. Solo sumó 11 puntos de los últimos 27 y entró al 'playoff' como segundo, pero con una sensación de debilidad preocupante. De ahí que en la fase de ascenso un Toledo bastante pobre dejara fuera de combate a un Murcia en estado depresivo, que no gestionó su crisis final.

El derrumbe le vino de maravilla a un UCAM más sólido, que hizo un tramo final de temporada brillante en el que obtuvo 21 puntos de los últimos 27 (diez más que el Murcia), con una racha de seis victorias y tres empates. El equipo universitario llegó al 'playoff' de ascenso enchufado y aplastó al Real Madrid Castilla.

El otro equipo de Segunda B que ascendió de forma directa a Segunda también acabó la liga regular como un cohete. El Reus arrebató el liderato a un Villarreal B que fue primero casi toda la campaña y se acabó resquebrajando en el momento más importante de la temporada. El equipo entrenado por Nacho González sumó 21 puntos de los últimos 27, una marca similar a la del UCAM. Por lo tanto quedó confirmado que llegar enrachado al final es sinónimo de ascenso final.

Otro final gris con Aira

Un año antes el Murcia también llegó al 'playoff' en crisis y cayó a las primeras de cambio. Y también con Aira en el banquillo, en la campaña 2014-15, cuando tuvo que competir en el grupo I. Aquel Murcia solo ganó tres partidos de los últimos nueve de Liga, consiguiendo otros tres empates. La derrotas imperdonables ante el Somozas, Sporting B y Guijuelo, le dejaron muy tocado. En el 'playoff' y, a pesar de que arrancó un empate a uno en el primer partido de la primera eliminatoria ante el Hércules, sucumbió en la vuelta en casa, confirmando que las malas sensaciones en el final de la Liga no se evaporan en el 'playoff', habitualmente.