La Verdad

Real Murcia
Vicente Mir, con las manos en la cabeza, dirige un entrenamiento en Cobatillas junto a Pedro Quesada, su preparador físico.
Vicente Mir, con las manos en la cabeza, dirige un entrenamiento en Cobatillas junto a Pedro Quesada, su preparador físico. / Javier Carrión / AGM

Jaén, territorio hostil en el camino hacia el 'playoff'

  • El Murcia, que podría colarse al fin en la zona noble a cuatro jornadas para el final, visita a un rival al que solo ha ganado dos veces a domicilio desde 1951 y que lucha por salir del fondo de la tabla

  • Los de Mir llegan a la Nueva Victoria en un momento dulce: de los últimos 15 puntos se han llevado 13 y son el equipo más en forma del grupo

El Real Murcia tiene por delante otros noventa minutos vitales para conseguir el objetivo de colarse en el 'playoff'. El equipo grana ha ido superando obstáculos cada semana para poder mantener con vida el sueño del ascenso y en Jaén tiene hoy otra parada vital y casi definitiva. Un fallo en estos momentos puede ser trascendental; una victoria, simplemente un paso más para seguir con vida. Después de protagonizar la remontada en la segunda vuelta del campeonato y lograr equipararse al resto de competidores tras empezar muy mal el torneo, el equipo grana no puede dormirse.

El Murcia debe salir hoy a por los tres puntos ante el Jaén, un equipo resucitado en las últimas semanas que ha pasado de estar derrocado y camino de Tercera, a soñar con la permanencia desde hace quince días. Por lo tanto, el duelo de esta tarde va a medir a dos clásicos del fútbol español modesto que se encuentran en un momento delicado dentro de sus centenarias existencias. Los dos juegan un partido vital para el futuro inmediato de ambas entidades. Otra final de infarto para los granas a solo un mes del término de la Liga.

Vicente Mir no lo dijo de broma: «El de Jaén es el partido más importante de los que nos quedan hasta el final de la Liga». El valenciano dio una lista para viajar a Jaén más que predecible: se quedan fuera de la convocatoria Adri Cruz y Javi Saura, por problemas físicos, y Fran Morante y Alberto López, por decisión técnica. Quizás, lo que más ha llamado la atención es la no inclusión de Elady, uno de los fichajes estrella del mercado invernal que no termina de arrancar en su nuevo club.

De hecho, el jienense no viaja precisamente a la ciudad en la que creció como futbolista y donde le hubiera gustado demostrar su valía. Por lo demás, Víctor Curto parece ya recuperado de sus problemas físicos y podría estar de partida hoy en la Nueva Victoria, igual que David Sánchez, que tras cumplir una sanción por acumulación de amarillas volverá a ser el jefe del centro del campo grana, función que delegó la pasada semana en Armando. En la lista de Mir también estaba, por segunda vez consecutiva, Juanma Bravo, el canterano que la pasada semana, ante el Mancha Real, se destapó como un centrocampista solvente que está listo para ayudar al Murcia en su intento de volver en el mes de junio a Segunda.

Así, el entrenador valenciano recupera a Golobart, además de a David Sánchez, con lo que ante el Jaén podrá apostar por cualquiera de los dos sistemas que ha manejado en las últimas semanas: una defensa de tres centrales con dos laterales que suban por la banda y se incorporen al ataque, o un clásico 4-3-3, con Golobart y Josema como centrales y con Juanjo y Pumar en las bandas. Si Mir apuesta por este dibujo, el centro del campo podría estar formado por David Sánchez y su escudero Armando, además de Diego Benito, escorado a una de las bandas.

La pareja Víctor Curto-Sergi Guardiola jugaría arriba, en un dibujo con el que el Real Murcia ha encontrado sus mejores resultados y se ha mostrado con un equipo contundente. Faltaría por saber quién acompañará arriba a la pareja de delanteros granas, aunque los mayores candidatos son Isi y Rayco. El que sí parece más que asentado en la portería grana es Simón Ballester. Le quitó la titularidad a Diego Rivas tras la expulsión del gallego ante el Melilla, y aunque a la llegada de Mir la recuperó en San Fernando, su mala actuación en un choque que acabó 3-1 en contra le mandó de nuevo al banquillo. Simón, no obstante, ha quitado a Rivas la titularidad con argumentos ya que el canterano grana ha jugado diez partidos esta temporada (nueve de titular y uno saliendo desde el banquillo) y no ha perdido ninguno. De hecho, ha conseguido cinco victorias y cinco empates, y solo ha encajado 6 goles. Además ha demostrado que está hecho para partidos importantes, como se pudo ver en el derbi ante el Cartagena o en la final de Marbella.

El auténtico revulsivo

Mir no destaca por ser un entrenador que deje grandes titulares. Su trabajo es más bien silencioso, aunque se ha ganado al vestuario, sobre todo por los resultados obtenidos. Y es que desde su llegada el Real Murcia ha ganado cuatro partidos, ha empatado uno y solo perdió el de su estreno, ante el San Fernando. En los últimos cinco choques el equipo grana ha pisado el acelerador con cuatro victorias y un empate, con el Cartagena y el Marbella, dos equipos que estaban en el 'playoff', entre los rivales. Aun así, esta gran racha no le ha servido para meterse entre los cuatro primeros todavía. Después del Jaén, el Murcia se tiene que enfrentar a El Ejido, Sanluqueño, La Roda y Extremadura.