Las peñas notan el desplazamiento de algunos afiliados a la grada lateral

La directiva encabezada por Víctor Gálvez decidió incentivar la presencia de aficionados en la grada lateral, una grada casi siempre en desuso, medida que, de forma indirecta, perjudica a las peñas que han perdido algunos miembros que han decidido cambiar de ubicación. Mientras que el precio de dicha grada es de 60 euros para el público en general y de 40 para los jubilados, pensionistas, parados de larga duración y universitarios, los peñistas tienen que pagar 65, además de la propia cuota de la Fepemur.

La peña Los Coloraos, la más numerosa que tiene el club y que este año ha decidido desligarse de la Fepemur, pasará de 360 a cerca de 300 miembros: «Vamos a perder entre 30 y 40 afiliados. Además del precio, la incertidumbre y el miedo a la desaparición también se han notado», asegura Pepe Almansa, su presidente. Entre los que han perdido adeptos también se encuentra la Peña 21 Grana, que con 107 afiliados tiene 25 menos que el pasado curso. Otra peñas murcianista como la de Beniel, sin embargo, ha pasado de 50 a 62 afiliados, una circunstancia que no es la norma general.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos