El Real Murcia acaba con una deuda de hace una década

A. GÓMEZ MURCIA.

El Real Murcia liquida la deuda con el Betis de Valladolid por mandato de la federación. El equipo grana abonó ayer los últimos 15.000 euros que tenía pendientes con el equipo pucelano y pone fin a una cuestión que se inició en 2010.

El club emitió a última hora del miércoles un comunicado en el que anunciaba que había «saldado su deuda con el Betis de Valladolid, la Asociación de Futbolistas y entrenadores». Sin embargo, ayer tuvo que correr para satisfacer las cantidades que tenía pendientes de abono. A las arcas de la entidad vallisoletana llegó a primera hora de ayer un ingreso por valor de 30.000. Pero los abogados del Betis se pusieron en contacto con los letrados del equipo de Víctor Gálvez para advertirles que debían pagar otros 15.000 euros. La primera respuesta de los letrados pimentoneros fue que esa cantidad estaba retenida por el Juzgado de lo Social número 8 de Murcia, que es el órgano que lleva el asunto del embargo de la taquilla del derbi con el Cartagena que se disputó en abril en la Nueva Condomina. Con la recaudación de ese partido el Murcia debió liquidar la deuda.

La Federación Española advirtió a mediodía de ayer a los dirigentes del club murciano que, si no pagaban los 15.000 euros que le debían al Betis, no se levantaría el bloqueo de los derechos federativos. El Murcia se comprometió a hacer el abono de la cantidad restante y puso fin a una deuda que arrastraba la entidad pimentonera desde el verano de 2010, cuando traspasó al lateral Sergio Escudero al Schalke 04 alemán. La operación se cerró en 2 millones de euros y a los pucelanos les correspondía el cobro de medio millón. Por otra parte, el Murcia no pagó ayer nada de los 36.000 euros que le debe a Basadre, extécnico del Imperial.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos