Un rival idóneo para una zaga que tiembla

José María Salmerón, en su etapa en el UCAM. / Fran Manzanera / AGM

El Marbella, que visitará la Nueva Condomina el domingo, ha marcado un solo gol fuera y puede ser un adversario ideal para una defensa del Murcia en crisis. Los problemas en la retaguardia están hundiendo a un equipo que, sin embargo, está entre los más goleadores

ALBERTO GÓMEZMURCIA

El Real Murcia necesita reforzar su autoestima. El hecho de lograr tan solo una victoria en las ocho primeras jornadas ligueras ha llenado de fantasmas un vestuario como el grana que estaba llamado a marcar diferencias, pero que, hasta el momento, se está caracterizando por ofrecer muchas facilidades a sus rivales. La llegada de triunfos puede servir para que los jugadores crean en su trabajo y lo vean refrendado con buenos resultados. En esa línea se pronunciaron esta semana después de la derrota frente al Córdoba B el actual técnico grana, Víctor Basadre, que parece tener las horas contadas en el banquillo, y algunos futbolistas veteranos como el central David Mateos y el portero Biel Ribas.

Para que los granas puedan empezar a sumar de tres en tres es necesario que mejoren en la faceta defensiva. Con 11 goles encajados en 8 partidos, el Murcia se ha convertido en un equipo vulnerable atrás. Un conjunto que se ve semana a semana en la vicisitud de tener que marcar dos goles como mínimo para sacar adelante los encuentros.

El domingo frente al Marbella intentarán revertir la situación. El conjunto marbellí llegará a la Nueva Condomina con 14 puntos en su haber. La plantilla que entrena Fernando Estévez ocupa la octava posición y se encuentra a tan solo un punto del tercero. El equipo marbellí se ha mostrado intratable en su feudo, donde ha saldado con triunfo los cuatro partidos de la Liga que ha disputado.

Basadre está apretando a sus defensas esta semana para evitar los errores de las pasadas Al igual que el Murcia, el Marbella tiene su punto fuerte arriba, con Chus Hevia y Corpas entonados

Sin embargo, las dudas inundan al Marbella cuando sale. Como visitante solo ha logrado un gol. Lo marcó en el campo del Jumilla. En cuatro partidos lejos de la provincia de Málaga los marbellíes han sumado dos puntos, merced a dos empates y dos derrotas. En Copa el conjunto andaluz sí logro eliminar fuera de su estadio al UD San Fernando. Los pupilos de Estévez llevan siete goles a favor y seis en contra. Su rasgo principal es sacar el máximo rédito a los tantos que logran y cuidar su retaguardia para encajar lo menos posible.

El Murcia tendrá ante sí el domingo a un equipo que sufre mucho fuera de casa. Sin embargo, los pimentoneros harían bien quizás en no mirar mucho a las estadísticas, porque el anterior visitante en la Nueva Condomina fue un Mérida que también estaba plagado de dudas lejos de su estadio y, aun así, fue capaz de sumar un empate en el feudo murcianista.

El punto fuerte del equipo marbellí es su delantera. Todos sus goles a favor en la Liga han sido obra de sus arietes. Chus Hevia y Corpas suman tres tantos cada uno y Rioja otro. Además, el equipo de Estévez cuenta con otros hombres de vocación ofensiva a tener en cuenta como Francis Ferrón y Juanfran Guarnido, jugadores que vienen de brillar la temporada anterior en el Linense y el Villanovense, respectivamente.

Eso sí, el Murcia cuenta con otro punto a su favor de cara al encuentro del domingo, que arrancará en la Nueva Condomina a las cinco de la tarde, y es que el Marbella es un equipo que suele flaquear en el feudo grana. Así, no ha marcado en sus visitas al campo del Murcia ni un solo gol, con lo cual no conoce la victoria en la Nueva Condomina.

De esta manera, las dudas del Marbella como visitante pueden servir para que el Real Murcia no sufra tanto desde la defensa y saque adelante un partido trascendental. Lejos de los números de su próximo rival se encuentran los del equipo que entrenará nuevamente Víctor Basadre, salvo sorpresa mayúscula, aunque la idea de la directiva es mantenerlo otro partido. Los pimentoneros acumulan 11 goles a favor y otros tantos en contra. A pesar del estado de debacle que inunda en la actualidad al equipo murcianista, lo cierto es que la capacidad goleadora del conjunto es digna de mención. Contando los partidos de Liga y Copa, Víctor Curto y Pedro Martín suman 12 goles entre los dos, números de delanteros con un gran olfato. No en vano, los granas son los terceros máximos realizadores de su grupo, empatados con el Cartagena, Betis Deportivo y El Ejido. Únicamente el Mérida con 13 tantos y el Linense con 12 han marcado más que el Murcia.

La otra cara de la moneda viene con los goles encajados. 13 conjuntos de su grupo llevan menos goles en contra que los murcianistas. En realidad, solo los equipos que están en puestos de descenso a Tercera y el Betis B y El Ejido han encajado más tantos que los granas. La losa que supone para la plantilla diseñada por Deseado Flores, director deportivo pimentonero, que solo haya dejado su portería a cero en uno de los once partidos oficiales que lleva disputados esta temporada queda de manifiesto en el hecho de que el Murcia lleve más goles a favor que los cuatro primeros de su grupo, pero eso no le permita estar en los puestos cabeceros. La fragilidad del equipo atrás le condena al puesto de promoción de descenso. Conjuntos que ocupan las primeras plazas como el Melilla, Granada B y Écija llevan tres, cuatro y seis goles en contra, respectivamente. Muy lejos de los 11 que tiene en contra el Murcia.

En comparación con otros grupos, el mal del equipo grana al encajar tantos con demasiada facilidad se hace manifiesto. El Murcia acumula los mismos goles a favor que el Villarreal B. El filial amarillo es tercero en el grupo III. Por contra, los pimentoneros llevan los mismos goles en contra que el Peña Deportiva y Llagostera, conjuntos que están instalados en puestos de descenso. De igual manera, los murcianos han marcado más goles que Mirandés, Burgos y Racing de Santander, equipos que están entre los cuatro primeros del grupo II. Solamente el Sporting B (segundo) ha anotado más goles que el Murcia. En este grupo, igualmente, el Osasuna B ocupa el puesto de promoción de descenso con los mismos goles en contra que el equipo presidido por Raúl Moro.

En el grupo I, por su parte, Deportivo Fabril, Celta B, Fuenlabrada y Navalcarnero son los cuatro primeros y todos llevan más goles a favor que el Real Murcia. Paradójicamente, Ponferradina, Guijuelo y Talavera llevan menos tantos en contra que los murcianistas y todos están clasificados entre los cinco últimos puestos de su grupo. Consciente de la necesidad de que el Murcia gane empaque en defensa, Víctor Basadre está poniendo el acento en los entrenamientos de esta semana en las tareas de sus zagueros.

Más

Fotos

Vídeos