Sanlúcar, sin tiempo para la melancolía

El entrenador del Real Murcia, Manolo Sanlúcar./Vicente Vicéns / AGM
El entrenador del Real Murcia, Manolo Sanlúcar. / Vicente Vicéns / AGM

El técnico del Murcia se mide mañana a su exequipo presionado por su peor inicio como entrenador en Segunda B

ALBERTO GÓMEZMURCIA

No tiene espacio para la melancolía Manolo Sanlúcar en la vuelta mañana a la que fue su casa durante más de un año para enfrentarse al Villanovense, su exequipo, con el que brilló la pasada campaña, propiciando su fichaje por el Real Murcia. El equipo verde se medirá mañana a los granas en una cita en la que el Murcia tiene entre ceja y ceja la victoria. Todo lo que no sea ganar puede poner fin a los días de Sanlúcar como entrenador grana.

El Murcia no puede volver a fallar. Sanlúcar no está sacando partido a una plantilla que cuenta en su hoja de ruta con muchas batallas en categoría superior. De hecho, el entrenador andaluz está completando en la Nueva Condomina su peor inicio liguero desde que dirige conjuntos de Segunda B. El técnico gaditano se encuentra inmerso en su cuarta temporada en la categoría de bronce y nunca tuvo un comienzo tan discreto. Debutó en el ejercicio 2013-14 con un Algeciras con el que descendió a Tercera, pero empezó el campeonato logrando 8 puntos en 5 jornadas, tres más que los que lleva con el Murcia en el mismo periodo. Además, esa temporada Sanlúcar también alcanzó la cuarta ronda de Copa después de superar al Novelda y al Haro y quedar exento en la segunda eliminatoria. En dieciseisavos se cruzó en su camino la Real Sociedad, otro de los posibles rivales que tendrán los pimentoneros en el sorteo del día 28 de septiembre. Un saldo de 9 triunfos, 13 derrotas y 16 empates mandó al Algeciras a Tercera.

El rival de mañana del Real Murcia en la Liga, el Villanovense, representa la mejor etapa como técnico de Manolo Sanlúcar. En Villanueva de la Serena debutó en partido oficial el 26 de marzo de 2016. Lo hizo con derrota por 0-1 contra el UCAM. A ese traspiés le siguieron 5 victorias y 2 derrotas, una racha suficiente para alejar a los extremeños del descenso. Sanlúcar logró 9 puntos en sus primeros 5 partidos.

«Allí estuve quince meses muy a gusto y estoy muy agradecido por todo lo vivido», asegura

El doble que en Murcia

El ejercicio pasado fue el mejor de Sanlúcar como primer entrenador. Con el Villanovense acabó tercero después de perder únicamente 8 encuentros en la liga regular y ganar 18 veces y empatar otras 12. En las 5 primeras jornadas logró 10 puntos, el doble que con el Murcia esta temporada. Mañana le toca al técnico pimentonero volver a una localidad a la que considera su casa. «Allí estuve 15 meses muy a gusto y estoy muy agradecido por todo lo vivido», manifestó ayer.

La victoria copera frente al Olot ha prolongado la confianza de los mandamases granas en Sanlúcar, pero un nuevo revés en Villanueva podría precipitar los acontecimientos. Deseado Flores, director deportivo murcianista, apuntó el martes a 'La Verdad' que el «crédito no es ilimitado» y a nadie se le escapa que el partido de mañana es lo más parecido a una final para Sanlúcar al frente del banquillo pimentonero. A pesar de que el entrenador prefiere pasar de puntillas sobre el tema de su continuidad en sus comparecencias públicas, la distancia del Murcia con los primeros puestos puede poner, de agrandarse, contra las cuerdas al técnico natural de Bornos (Cádiz).

Por otra parte, el Murcia ha completado un inicio de competición frenético por tener que compaginar Liga y Copa. «Todo lo bueno que hemos hecho en Copa debemos trasladarlo a la Liga. Hemos tenido muchos partidos en 25 días, pero hemos tratado de dividir los equipos y ahora estamos centrados en la Liga porque debemos tirar para arriba. Antes pensábamos en las dos competiciones, pero ahora hay que empezar a ganar en Liga», apuntó Sanlúcar. De su rival de mañana destacó que « solo quedan 8 jugadores de cuando yo estuve allí. Ahora tienen una idea nueva y necesitan tiempo para que vayan mejorando. Les gusta defender juntos y buscar la velocidad por fuera para atacar. Están yendo de menos a más». El entrenador también habló de los peligros que conlleva el Romero Cuerda, la casa del Villanovense: «En su estadio no necesitan dominar para crear peligro. Contra el Granada B tuvieron más posesión y perdieron. Es un equipo generoso en el esfuerzo y complicado. El año pasado todos los conjuntos de arriba perdieron allí», explicó.

Sanlúcar considera que el bagaje que tiene del Villanovense le vendrá bien para plantear el partido de mañana: «Espero que ayude lo que los conozco. Son peligrosos. Contra el Jumilla lograron el 1-0 desde un saque de banda. Aúnan velocidad arriba y calidad por dentro». El técnico aseguró sentir orgullo por «hacer historia» con el equipo de Villanueva la temporada anterior y apuntilló que «tuve buena relación con todos allí».

Santi Jara es la única baja contra un rival muy renovado

El extremo Santi Jara será la única baja que tendrá el Real Murcia para jugar mañana en Extremadura. El jugador cumplirá un partido de sanción por su expulsión la jornada anterior contra el UCAM. Sí podrá jugar el portero Biel Ribas, pese a que vio dos amarillas a la conclusión del encuentro con los universitarios por protestar al árbitro, porque estas amonestaciones solo computan para el ciclo de acumulación de tarjetas y no llevan aparejadas ningún partido de suspensión al mostrarse con el partido ya concluido. Al margen de Jara, Sanlúcar deberá hacer hoy otros tres descartes.

Por otra parte, mañana el Murcia tendrá que medirse a un rival que ha cambiado muchos jugadores. El Villanovense que entrena Iván Ania llega al partido noveno con 7 puntos después de sumar 2 victorias, un empate y otras 2 derrotas, y no encajar gol en los dos últimos partidos contra Cartagena y Jumilla.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos