Tornel espera que Gálvez le devuelva los 84.000 euros que puso para pagar a la AFE

José Otón
JOSÉ OTÓNMurcia

Fueron horas tensas pero Francisco Tornel salió otra vez al auxilio del Real Murcia y consiguió apagar un fuego que podía haber tenido consecuencias dramáticas. Todo pasó entre la tarde del jueves 28 y el viernes 29 de junio, día límite para el pago de las denuncias pendientes para poder competir en Segunda B. El club grana acumuló 630.000 euros pendientes, negoció una parte y abonó otra, pero justo el penúltimo día pidió a la Fepemur (Federación de Peñas del Murcia) 50.000 euros para hacer frente al último pago. Tras el revuelo que se formó, el club grana decidió hacer un comunicado en la tarde del jueves para tranquilizar a la afición grana y anunciar que Víctor Gálvez haría frente a dicho pago.

Pero en la mañana del viernes, cerca de las 9.30 horas (el plazo para pagar expiraba a las 12.00), Gálvez llamó a Tornel pidiéndole ayuda. El notario murciano, con plaza en Elche, procedió a pagar un total de 84.000 euros con un ingreso directo en la cuenta de la AFE (Asociación de Futbolistas Españoles). Gálvez se comprometió a resarcirle horas después, aunque todavía no lo ha hecho. No obstante, el propio Tornel asegura «estar tranquilo» y «confiado» en que Gálvez cumplirá su palabra y le devolverá el dinero prestado. No es la primera vez que Tornel sale en ayuda del club ya que en 2015 prestó 30.000 euros al Murcia para pagar al agente Paco Casal y sacar el reconvenio adelante, y también desembolsó otros 20.000 en la posterior ampliación de capital de la entidad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos