Gálvez Brothers evita el corte de la luz en la Nueva Condomina

Víctor Gálvez, el 27 de marzo, en el estadio grana./Vicente Vicens / AGM
Víctor Gálvez, el 27 de marzo, en el estadio grana. / Vicente Vicens / AGM

La firma oriolana dice en un comunicado que ha abonado facturas impagadas y ha impedido «el cese del suministro» previsto para hoy

José Otón
JOSÉ OTÓNMurcia

Pese a que el Murcia se juega gran parte de sus aspiraciones de acabar la Liga como líder el próximo domingo ante el Cartagena, el club grana no para de generar noticias extradeportivas. El lunes fue Raúl Moro el que, a través de Twitter, atacó a Miguel Martínez: «¿Tengo que estar recibiendo puñaladas de todos y quedarme quieto?», «Estoy harto de falsos e hipócritas. Preparad papel y bolígrafo» o «Cuanto falso hay en el Real Murcia», en alusión a Miguel Martínez, actual presidente. El extremeño, al que el mismo lunes se le pudo ver con el grupo sardinero Selene visitando un centro para mayores de El Palmar, amenazó con dar una rueda de prensa hoy para contar su versión de lo que está pasando.

Ayer, sin embargo, fue el grupo Gálvez Brothers el que, a través de un comunicado, dijo que sigue «asumiendo los gastos del Real Murcia y abonando facturas de luz impagadas para evitar el cese de suministro» previsto para hoy, según recoge la nota. Cabe recordar que la pasada semana fue Miguel Martínez el que evitó otro corte de luz inminente por el impago de las facturas de noviembre, diciembre, enero y febrero. En el mismo comunicado, la firma Gálvez Brothers hace un «llamamiento a todos los aficionados y al resto de empresas de Murcia para que continúen con la iniciativa que ha empezado Gálvez Brothers», ayudando al club para que «consiga ascender». También invita a los empresarios y seguidores a acudir al choque.

Víctor Gálvez, representante de este grupo, ocupa un lugar en el Consejo grana desde la pasada semana tras el voto favorable de Miguel Martínez, Deseado Flores y Raúl Moro. Eso a pesar de que el pasado 15 de marzo emitió otro comunicado asegurando que no existía «motivación mercantil» en el pago por su parte del importe de una nómina y no tenían la intención de «asumir la gestión del club, responsabilidad que recae únicamente en el Consejo del Real Murcia», órgano de dirección del que ya forma parte.

Raúl Moro dijo públicamente que los Gálvez asumirían los gastos de la nóminas hasta el final de la temporada. Por lo tanto, después del desembolso de 90.000 euros para liquidar una de las nóminas pendientes de la etapa de Moro, la firma oriolana ha desembolsado más dinero. Una de las facturas de la luz pendiente ascendía a cerca de 24.000 euros, cantidad procedente de los reajustes en el contador y de los partidos disputados con luz artificial de la época anterior a la llegada de De la Vega.

La taquilla se destinará al Betis de Valladolid y a algunos exjugadores

El Cartagena ingresó en el último derbi de noviembre 6.000 euros con la visita de los aficionados granas. Es una cantidad inferior (no viajaron las peñas en protesta por los precios) a la que podría ingresar el club grana ya que, según Paco Belmonte, el número de aficionados blanquinegros que acudirán el domingo a la Nueva Condomina podría rondar los 3.000, con entradas a 20 euros, lo que dejaría en las arcas granas unos 60.000 euros. Una cantidad a la que sumará lo recaudado con el resto de aficionados y que iría destinada a liquidar la deuda con el Betis de Valladolid y a cubrir otros embargos de exjugadores granas.

 

Fotos

Vídeos