Ni nóminas ni puntos para el Real Murcia

Dani Aquino se lamenta de la derrota tras el encuentro./V. Vicéns / AGM
Dani Aquino se lamenta de la derrota tras el encuentro. / V. Vicéns / AGM

El conjunto grana pierde ante el Granada B su primer partido de la temporada en un choque en el que no aparecieron los Gálvez, que habían prometido pagar una mensualidad

José Otón
JOSÉ OTÓN

El Murcia se desinfla peligrosamente. La derrota ante el Recreativo Granada no es casual. El equipo grana ha ido de más a menos en las últimas semanas, conforme los Gálvez han ido incumpliendo sus promesas de pago y dejando desamparados a los futbolistas y empleados, que se encuentran en un callejón sin salida. Si hace quince días ante el Talavera el Murcia ganó por casta, consiguió salvar un punto hace una semana en la Línea de la Concepción, mostrando por segunda semana consecutiva carencias en su juego. Pero contra el Recreativo Granada el Murcia se terminó de desmoronar, perdió su primer partido en esta Liga y evidenció que toda la crisis institucional que está padeciendo ya le pasa factura a las piernas de los futbolistas.

0 Real Murcia

Ian Mackay, José Ruiz, Hugo Álvarez (Chumbi, min. 74), Charlie Dean, Nahuel, Sergi Maestre, Álex Corredera, Héber Pena (Víctor Curto, min. 58), Julio Delgado, Dani Aquino y Manel (Juanma Bravo, min. 45).

1 R. Granada

Lejarraga, Marín, Nacho Buil (Rubén Sánchez, min. 71), Hongla, Héctor, Eliseo, Andrés, Jean Carlos (Paco, min. 80), Neva, Yael y Morillo (Caio, min. 68).

GOLES:
: 0-1, min. 54, Andrés García.
ÁRBITROS:
Daniel Yuste Querol (Comité Valenciano). Auxiliado por Avella Escotto y Cánovas García Villarubia. Mostró tarjetas amarillas a Eliseo, Jean Carlos, Hugo Álvarez, Caio y Paco.
INCIDENCIAS:
Estadio Nueva Condomina, jornada 11 del Campeonato Nacional de Liga en Segunda B. Terreno de juego en malas condiciones. Ningún representante del actual Consejo de Administración hizo acto de presencia en el palco y en las instalaciones del estadio.
EL PÚBLICO
8.033 espectadores en el estadio grana. Cerca de 50 aficionados del Elche apoyaron al Real Murcia desde la grada lateral.
EL DATO:
Chumbi, jugador que ayer formó parte de su primera convocatoria desde que aterrizó en el Real Murcia, no se vestía de corto desde 16 de abril de 2017, su último partido en el Lorca Club de Fútbol.

En los primeros minutos de partido ambos equipos compartieron el protagonismo en el juego. El choque arrancó con una ocasión para el Recreativo Granada. La defensa del Murcia se fue abriendo conforme avanzaba Nacho Buil, que se probó con un disparo desde el vértice del área que se fue ligeramente desviado. El equipo grana contestó con un remate de cabeza de Hugo Álvarez que se fue desviado. Los jugadores del Real Murcia siguieron apretando, aunque no consiguieron llegar a la meta de Lejarraga con peligro hasta el minuto 15, cuando Aquino disparó desde fuera del área con peligro encontrándose otra vez con el meta visitante.

Pero el filial del Granada fue equiparando las fuerzas y defendiéndose con firmeza en los balones aéreos, el arma del equipo grana en la recta final de la primera parte. El equipo de Pedro Morillas llegaba a la Nueva Condomina necesitado tras dos partidos consecutivos perdiendo, pero no se le notó el nerviosismo ni las prisas. De hecho, tejió una tela de araña en la que se fue diluyendo el inicio espumoso del equipo grana y demostró por qué fuera de casa había sumado ocho puntos de quince, ganando en campos como el Cartagonova. Al equipo grana se le notaba cansado, más en lo espiritual que en lo físico, distraído con una situación institucional que está afectando a lo deportivo, a un equipo que parece roto moralmente.

Cambio táctico

Herrero arrancó la segunda parte moviendo piezas de su equipo. Retiró a Manel y reforzó el centro del campo con la entrada de Juanma Bravo. Pero al equipo grana le faltaba chispa y se notó a los nueve minutos de la reanudación, cuando concedió una falta peligrosa en la frontal de su área que Andrés García colocó en la escuadra derecha de la portería de Mackay. El equipo grana se enfrentaba a una situación nueva: por primera vez en la temporada acometía un partido por detrás en el marcador. La clave del partido, a partir de ese momento, estaba en saber cómo reaccionaría el equipo grana después de todos los problemas que asedian al equipo murciano. Para contrarrestar Herrero decidió meter primero a Curto y minutos después hizo debutar a Chumbi como grana tras casi 19 meses en el dique seco por varias lesiones.

El Murcia, tras una segunda parte en la que solo se acercó a la meta de Lejarraga con un disparo lejano de Dani Aquino, afrontó la parte final de partido con dos delanteros como Curto y Chumbi, y apelando al amor propio de los jugadores granas. Pero no había forma; el juego del Murcia era deslavazado. Se volcaba sobre la meta granadina, pero dependía demasiado de la inspiración de Julio Delgado. El Recreativo Granada apenas pasaba apuros y no se le notaban excesivamente las grietas propias de un filial. Herrero, que retiró a Hugo Álvarez, afrontó la parte final del choque con tres centrales y dos carrileros, buscando más profundidad. Pero no hubo manera y a pesar de volcarse sobre la meta rival perdió su primer partido de esta Liga.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos