Objetivo: rozar los 12.000 abonados

Imagen de archivo de la afición grana animando a su equipo. /N. García / agm
Imagen de archivo de la afición grana animando a su equipo. / N. García / agm

El Murcia, que tiene 10.775 socios, espera sumar otros mil fieles en una campaña que ya está en marcha

ALBERTO GÓMEZ MURCIA

El Real Murcia tiene activa desde ayer la campaña de captación de abonados para la segunda vuelta del campeonato. Con precios que oscilan en la tarifa general entre los 40 y los 120 euros, la entidad pimentonera aspirar a reclutar más de mil nuevos afiliados, que se sumarían a los 10.775 que ya se unieron al equipo durante el pasado verano. Así lo comunicó ayer durante la presentación de la campaña el vicepresidente de la sociedad murcianista, Gabriel Sánchez Torregrosa, quien también señaló que «hay ofertas especiales para empresas con paquetes de publicidad más abonos».

En el club no se descarta llevar a cabo una segunda ampliación de capital, «si persiste el desequilibrio patrimonial» de la entidad

El presidente grana, José María Almela, apuntó que el partido del próximo lunes contra el Sevilla Atlético (último de la primera vuelta) ya entra dentro del abono de la campaña de invierno. «En total, se incluyen 10 encuentros de la liga regular. El precio por partido en algunas localidades es de tres o cuatro euros», dijo. Con respecto al choque contra el filial sevillista, Almela también anunció que «se va a guardar un minuto de silencio en memoria del Maestro Ibarra».

El presidente grana también descartó que en esta campaña de abonos se vaya a incluir algún día del club, «porque ese partido ya lo tuvimos en la primera vuelta contra el Cartagena». Los directivos del Real Murcia esperan que puedan unirse a la causa aficionados de fuera de la Región. El vicepresidente matizó sobre este asunto que «nuestro objetivo cuando entramos en el club era devolver el equipo al murcianismo y eso incluye también a los murcianistas de fuera».

El grupo de Almela prepara un ambicioso proyecto para atraer a empresas con incentivos para las firmas

Ajustes en la plantilla

En la misma línea, José María Almela señaló que «deportivamente nuestro equipo ha mejorado mucho y en la segunda vuelta podemos hacer cosas grandes». El presidente no escondió que «estamos haciendo ajustes en la plantilla». Y adelantó que «los jugadores que se queden tienen que rendir al máximo».

Desde el Murcia se pretende que las empresas tengan un gran protagonismo en la segunda vuelta del campeonato, en el plano económico y social. Desde la comisión económica de la Parmu (plataforma de apoyo al Real Murcia) se está trabajando en la organización de un acto similar al del 'KBusiness' que se celebró a mediados de noviembre para captar ingresos procedentes de patrocinios publicitarios. Dos de las últimas firmas que han decidido vincular su nombre al del Real Murcia han sido Caja Rural Central y Unidata, empresas cuyos logotipos aparecerán en la equipación oficial del conjunto grana.

«Aquino no ha cambiado de actitud; es más, está casi mejor», dice Herrero de la posible marcha del atacante

Torregrosa explicó que «las empresas ahora aprecian más seriedad. Nuestra intención es que muchas firmas vuelvan a trabajar con el club atraídas por paquetes específicos que incluyan impactos de publicidad y abonos para empleados y trabajadores de firmas que apuesten por nosotros». El vicepresidente del Murcia también recordó que «el equipo es de los que más impacto está generando en las redes sociales y eso también es muy bueno para captar empresas».

Desde el club pimentonero se ofertan paquetes especiales para que las empresas se den a conocer. Por ejemplo, ponen al servicio de las firmas que estén interesadas vallas publicitarias que rodean el terreno de juego de la Nueva Condomina al precio de 3.000 euros.

No habrá día del club en la segunda vuelta, porque ya se catalogó así el derbi de la primera ante el Efesé

Dentro de otro ámbito, Gabriel Sánchez también afirmó que desde el Consejo de Administración del Murcia no se descarta el diseño de otra ampliación de capital, en el caso de que persista el desequilibrio patrimonial dentro de la sociedad grana. Antes de eso «se tienen que formular las cuentas correspondientes al último ejercicio y convocar la Junta General de Accionistas».

El futuro convenio

Desde la directiva que encabeza Almela no se esconde que «el tema económico dentro del Murcia no está solucionado». Por eso, entre otras medidas, desde el club se ha propuesto al Ayuntamiento firmar un convenio para que sea el Consistorio el que asuma los gastos derivados del mantenimiento de una instalación municipal como es la Nueva Condomina. Torregrosa cifró ayer en más de medio millón de euros el ahorro que supondría para las arcas del Murcia este convenio para el que todavía no hay fecha, aunque desde el club se confía en que quede suscrito durante la presente temporada. El vicepresidente recordó que «otros clubes en otras ciudades reciben la misma ayuda municipal que estamos pidiendo».

El Murcia debe remitir al Ayuntamiento un documento en el que se recoja la propuesta del convenio. De llegar este documento durante la semana que viene, sería posible que los servicios jurídicos de la Concejalía de Deportes dieran el visto bueno al texto y se pudiera incluir en el orden del día para el pleno ordinario previsto para el presente mes de enero.

Sobre la próxima junta de accionistas que celebrará el club murciano el próximo 2 de febrero, el presidente Almela señaló que «si acuden 500 o 1.000 accionistas sería espectacular». Durante la última ampliación el Murcia reclutó a 21.000 nuevos accionistas. Una comisión de la Parmu está trabajando en el diseño de esta cita para la que no se descarta que el club habilite un espacio en la ciudad de Murcia para su celebración, en el supuesto de que los asistentes no se puedan acomodar en la Nueva Condomina.

Curto y Forniés, dudas

Por su parte, el entrenador del Real Murcia, Manolo Herrero, comentó ayer sobre la posible marcha del delantero Dani Aquino que «estoy gestionando el asunto con naturalidad. El jugador no ha cambiado de actitud. Es más, ahora está casi mejor. Esta jornada no estará porque está sancionado, pero para la semana que viene cuento con él». Para el partido de este lunes, el técnico andaluz tiene las dudas del punta Víctor Curto y el lateral Forniés. Este último, por culpa de unos problemas musculares en los isquiotibiales.

También apuntó Manolo Herrero que «estamos trabajando en el tema de los fichajes y espero que vengan lo antes posible». De momento, Pedro Cordero, director deportivo murcianista, ha pactado las salidas del central Dani Pérez y los extremos Jesús Alfaro y Héber Pena. Herrero también confirmó ayer que el argentino Lucio Compagnucci «ya es un jugador más de la plantilla» después de que el club saldara la deuda que tenía pendiente con la Federación Murciana de Fútbol y pudiera tramitar la ficha del pivote.

 

Fotos

Vídeos