Ni rastro de los supuestos inversores que ha anunciado Víctor Gálvez

Víctor Gálvez y su hijo, Víctor Valentino, durante una rueda de prensa. / Juan Carlos Caval / AGM
Víctor Gálvez y su hijo, Víctor Valentino, durante una rueda de prensa. / Juan Carlos Caval / AGM

A. GÓMEZ MURCIA

El presidente del Real Murcia, Víctor Gálvez, anunció el pasado domingo en el espacio 'Popular Deportivo' que entre ayer y hoy un inversor de capital árabe inyectaría 900.000 euros al equipo grana para pagar las nóminas atrasadas. Sin embargo, los continuos incumplimientos y promesas vacías realizadas por el empresario oriolano han provocado que la esperanza de que el dinero llegue de manera efectiva sea poca o ninguna.

Los anuncios grandilocuentes han sido una constante desde que Gálvez aterrizó en la Nueva Condomina. El 24 de julio reveló en 7TV que desde que llegó al Murcia en abril le apoyaban inversores de Indonesia y Hong Kong. En la última semana ha anunciado que pagará con aportaciones que realizarán grupos de Arabia Saudí y Emiratos Árabes. También afirmó que traería dinero de Rusia. En concreto, 7 millones que estaba dispuesto a meter en el equipo grana el magnate Alisher Usmanov.

En la Junta de Accionistas que se celebró el 21 de junio Gálvez señaló al empresario Enrique Roca Fernández como «candidato a poner dinero en el club». Es la misma persona que intermedió para que el oriolano se viera en Cabo Roig con miembros de la Plataforma de Apoyo al Real Murcia con la intención de que el presidente pimentonero y su equipo salieran del club. El 8 de agosto Gálvez también anunció que «tengo desbloqueado dinero de fondos de inversión que ya han confirmado que entrarán de aquí a dos semanas en la ampliación de capital». Sin embargo, los inversores no han aparecido y en el club se acumulan los impagos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos