Fútbol | Segunda B

El ruido en el palco despista al Murcia

Escribano, Forniés, Santi Jara y Charlie Dean bromean en Cobatillas./Guillermo Carrión / AGM
Escribano, Forniés, Santi Jara y Charlie Dean bromean en Cobatillas. / Guillermo Carrión / AGM

Tras el terremoto en la zona noble, el conjunto grana defiende el puesto de 'playoff' ante el San Fernando. El equipo de Salmerón, que inicia la recta final de la Liga ante un rival en plena crisis de resultados, quiere demostrar que el buen partido en Marbella no fue una casualidad

José Otón
JOSÉ OTÓNMurcia

Esta semana, en los pasillos de la Nueva Condomina y en las instalaciones de Cobatillas, apenas se ha hablado de fútbol, y en concreto, del San Fernando, el primer rival de los diez que tiene por delante el Real Murcia antes del final de la primera fase de la temporada. Diez choques vitales para que los murcianos, que ocupan la cuarta posición de la tabla y que tienen tras de sí un pelotón de perseguidores que esperan su tropiezo, acaben obteniendo billete para el 'playoff'. Tras un año cuesta arriba en los fútbolístico, con tres entrenadores a la espalda y con solo seis semanas situado entre los cuatro primeros, pese a tener uno de los grandes presupuestos de la Segunda B, el equipo grana ha cambiado de propietario hace solo unos días. De forma inesperada y en un momento vital para el club.

Los movimientos tectónicos que han tenido su epicentro en las oficinas y despachos de la Nueva Condomina, se han sentido también en el vestuario, donde la primera plantilla grana quiere terminar de creer en Mauricio García de la Vega. El mexicano ha dado un golpe de autoridad y ha desbancado a Raúl Moro del trono del club, aunque el nuevo dueño del Murcia tiene que dar todavía un paso más: responder económicamente y convencer a la plantilla del Murcia de que va a contar con el respaldo necesario para acometer el objetivo innegociable de ascender a Segunda. Un reto que puede peligrar si hoy, ante el San Fernando, los jugadores del Murcia están más pendientes de lo que pasa en el palco que del balón.

Una debilidad y una distracción, en lo anímico, de la que se puede aprovechar un San Fernando que llega a la Nueva Condomina con piel de cordero, pero que ha ganado al Murcia las tres últimas veces en las que ambos equipos se vieron las caras: dos la pasada temporada, incluida la victoria del equipo gaditano en la Nueva Condomina por 0-1, y también en la primera vuelta de la actual campaña, choque en el que Salmerón debutó en el banquillo grana con una derrota contundente por 3-1. A partir de ahí, después del partido en el Bahía Sur, el Real Murcia enderezó el rumbo y se convirtió en el equipo fiable en defensa que salió de la zona baja y que se está agarrando al 'playoff'. Un Murcia que llega al choque de hoy tras ofrecer una gran sensación ante el Marbella, que era líder del grupo.

Las claves

Una cuenta pendiente
El Murcia debe mejorar en casa ya que, en los últimos cinco partidos en su campo, solo ha logrado derrotar al Villanovense
El aspecto anímico
La plantilla grana vive una situación de inestabilidad; esta semana la entidad ha cambiado de dueño y hay pagos pendientes
Un rival con carencias
El San Fernando, que ganó en Murcia hace un año, llega en un mal momento: suma seis jornadas sin ganar y 400 minutos sin marcar

Enfrente, los de Salmerón tendrán un equipo que llega a la Nueva Condomina en un mal momento. El conjunto gaditano suma seis jornadas sin ganar y en las últimas cuatro no ha podido marcar ni un solo gol. La última vez que ganó fue el 21 de enero, y lo hizo por 0-3 ante el Córdoba B. El conjunto que entrena José Pérez Herrera, un técnico que llegó al San Fernando después de varios años de extensa carrera en Tercera, solo ha obtenido 15 puntos a domicilio, tras sumar tres victorias (Las Palmas Atlético, Lorca Deportiva y Córdoba B), seis empates y cinco derrotas.

Cambios en el once

Salmerón recuperará a varios futbolistas respecto a la pasada semana, aunque puede perder a Carlos Martínez, que se lesionó en el campo municipal del Marbella solo unos minutos después de saltar al terreno de juego. Además del extremo cordobés, que desde que llegó se ha convertido en un jugador muy utilizado por el almeriense, Forniés también es duda para medirse al San Fernando por un golpe. El lateral izquierdo ilicitano ha disputado 25 de los 28 partidos de Liga disputados hasta el momento, y también es un jugador clave a la hora de hacer del Murcia un equipo más ofensivo, como la pasada semana ante el Marbella. Aunque Forniés tuvo una incidencia directa en el gol local al dejar su banda descubierta, también fue atrevido a la hora de sumarse al ataque durante todo el choque. Aunque Forniés no tiene un sustituto natural en la plantilla, Xiscu, Juanra o Escribano podrían ocupar su posición, aunque los dos primeros acumulan semanas sin jugar por sendas lesiones.

Molo también vuelve al equipo tras superar una lesión en el ojo, mientras que Chrisantus y Pedro Martín pueden repetir como pareja atacante. Otra de las incógnitas para por la composición del centro del campo es si Salmerón repite con Armando, Juanma Bravo y David Sánchez, que brillaron en el duelo frente al Marbella.

Más

 

Fotos

Vídeos