El traspaso de Kike, el convenio y el 'playoff' no se miran, de momento

Aunque los tres aliviarían las cuentas de la entidad murciana, la directiva de Almela no los considerará como ingresos hasta que no se hagan realidad

José Otón
JOSÉ OTÓN

Los dirigentes del Real Murcia han querido hacer una lectura tan realista de la situación económica del club que ni siquiera consideran como futuro ingreso o activo el último pago por parte del Middlesbrough inglés del traspaso de Kike García, ni dinero que se pueden ahorrar de aquí al final de temporada si sale adelante el Convenio de Uso de la Nueva Condomina ni las hipotéticas taquillas del 'playoff' del final de temporada.

Respecto al primer punto, el club grana no sabe cuándo va a cobrar los 1,2 millones por el delantero manchego, una cantidad de la que está muy pendiente Hacienda. Eso sí, el importe del último pago es de un millón mientras que el resto son intereses. El club grana, debido a su situación económica, espera que el organismo tributario le deje al menos una pequeña parte que le permitiría terminar la temporada de una forma holgada y, además, pagar muchas más facturas.

La cifra

1,2
millones es la cifra que recibirá el Murcia como último pago por el traspaso de Kike García al Middlesbrough tras dar la FIFA la razón al club grana. Parte de este pago irá a paliar la deuda con Hacienda, pero la entidad espera contar con una parte al menos.

Respecto al Convenio de Uso de la Nueva Condomina, el asunto está todavía muy embrionario, aunque puede dar parte de sus frutos antes de que acabe el año. El Murcia no sabe todavía de qué gastos del estadio grana se librará cuando salga a la luz dicho convenio, cuya aprobación, en principio, está prevista para el próximo 28 de febrero. Es más, es posible que este ahorro de gastos sí previstos en las cuentas del Murcia no se produzca hasta el final del curso debido a los pesados procedimientos administrativos de adjudicación de trabajos a empresas externas, trámite ineludible para la administración municipal.

Una costumbre

El Murcia tampoco da por hecho que vaya a jugar el 'playoff' de ascenso a Segunda a finales de mayo, ni ahora que se encuentra a siete puntos del cuarto ni tampoco antes, cuando llegó a estar a solo una victoria. Los ingresos en un choque de estas características podrían superar los 200.000 euros, lo que permitiría a Almela y sus ayudantes en el Consejo y la Parmu llegar al final de la Liga más cerca del objetivo 'cero deuda' impuesto para esta campaña.

Desde que el equipo grana está en Segunda B tras el descenso administrativo siempre ha jugado el 'playoff'. El primer año se midió al Hércules y cayó en primera ronda, igual que en el segundo, cuando el verdugo fue el Toledo. En el tercero eliminó al Pontevedra y cayó ante el Mestalla, mientras que el pasado curso el Elche doblegó a los de Salmerón.

 

Fotos

Vídeos